Dos iconos de la cultura británica

Nadie dudaría de esa condición en el caso de los daleks. Pero por favor, no me digan que el Sinclair C5 no se la merece.

La foto es obra de Alex Bird, orgulloso propietario de uno de estos «coches», quien aprovecha para demostrar que el C5 habría fulminado los problemas de aparcamiento en las grandes urbes de haber tenido éxito.

«Esta se la dedico a todos los desgraciaos obligados a pagar noventa euros o más por una plaza de parking».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.